Crucero Gay o LGBT

crucero gay crucero lgbt

¡Los cruceros gay están de moda!

Hacer un crucero es la forma más agradable y relajante de tomar unas inolvidables vacaciones. Las opciones son prácticamente ilimitadas: el Mediterráneo o el Caribe, pasando por el Mar Báltico, llegando incluso hasta Alaska. Y si quieres pasarlo en grande con personas de tu mismo sexo, ten por seguro que también encontrarás cruceros LGBT.

Entonces, ¿por qué no considerar hacer un crucero gay? Puedes optar por un barco pequeño donde todo sea muy íntimo, o tomar uno de los mega barcos de las líneas de cruceros más renombradas.

¿Por qué deberías hacer un crucero gay?

Si te está pasando por la mente la idea de hacer un crucero gay, aquí tienes unas razones que seguramente terminarán de convencerte.

Te encontrarás con un ambiente amistoso y social

Uno de los aspectos más importantes de tomar un crucero gay es que la mayoría de los pasajeros son amigables y están abiertos a conocer gente nueva. En un crucero convencional, los pasajeros vienen con amigos o familiares y ya tienen un grupo social establecido. En un crucero LGBT, hay muchas actividades que ayudan a conectar a los pasajeros entre sí, teniendo la oportunidad de conocer gente con intereses similares.

En un crucero gay hay opciones para todos: solteros, parejas y amigos

Otra ventaja de un crucero gay son todas las actividades que encuentras en el barco. Un crucero de este tipo está concebido con el fin de que las personas se conozcan y socialicen. Incluso hay eventos orientados a parejas y solteros. Las parejas pueden conocer a otras parejas y disfrutar de un trago o una comida juntos, y los solteros conocen a otros solteros y pueden surgir muy buenas amistades y algo más.

Prácticamente todo está incluido

En un crucero, aparte de comprar tu boleto de avión para trasladarte al puerto y seleccionar el tipo de cabina que deseas, no necesitas hacer mayor cosa. El crucero incluye tu habitación, muchas actividades a bordo y entretenimiento.

Sólo ten presente que si piensas beber, comer en restaurante de especialidades o realizar algún tour en el puerto donde el barco hace escala, deberás pagar un recargo adicional.

Si decides hacer una excursión con la línea de cruceros, es fácil organizarla por Internet o puedes esperar hasta que estés en el barco, aunque es mejor verificar de antemano que haya disponibilidad. O si prefieres, puedes explorar el puerto por tu cuenta (en la mayoría de los lugares) si tienes espíritu aventurero.

[ Lee también: ¿Cuánto cuestan las excursiones en tierra o Cruise tours? ]

Tienes múltiples destinos en un solo viaje

Vamos a estar claros, planificar un viaje puede ser bastante estresante. Viajar es de lo mejor, pero organizar el viaje puede desmotivarte. Lo bueno de los cruceros es que ya todo está planificado para tu conveniencia, pudiendo visitar fácilmente 4 o 5 destinos en una semana sin que tu tengas que hacer nada.

En cruceros de más de 7 días, tienes aún más puertos para visitar, especialmente en lugares como el Caribe o el Mediterráneo, donde los puertos están muy cerca el uno del otro. Organizar este tipo de viajes por tu cuenta, además de caro, requiere mucha planificación.

Míralo de esta manera: ¡puedes levantarte en una nueva ciudad todos los días!

[ Lee también: Crucero al Mediterráneo ]

Una forma fácil de conocer otros países

¿Te interesa viajar fuera de tu país pero no has hecho el esfuerzo de planear ese gran viaje? Hay mucho que considerar cuando viajas internacionalmente. No sólo necesitas los boletos aéreos y hoteles, también debes pensar en la moneda, las barreras idiomáticas, los pasaportes y las visas, la seguridad y las diferencias de huso horario… en un crucero te evitas todo esto.

Además de todas las actividades incluidas, puedes obtener asistencia personalizada a bordo, con visitas a los puertos de escala, ayuda con el cambio de moneda y cualquier pregunta de último minuto.

Comodidad en un entorno LGBT

Probablemente uno de los mayores atractivos de un crucero gay es que te sientes cómodo. En todo el barco te encuentras pasajeros LGBT y todo el personal ha sido ampliamente capacitado para brindar una experiencia acogedora y amigable a sus pasajeros gay. Es un entorno muy abierto donde puedes relajarte mental y físicamente.

¡Las fiestas!

Si haces un crucero en uno de los grandes barcos como los organizados por Atlantis o RSVP, la pasarás en grande. Las fiestas en estos cruceros son épicas, y puedes estar seguro que te divertirás en grande.

Lo mejor de todo es que muchas de estas fiestas son temáticas y por lo general al aire libre, ¡así que no olvides empacar tu mejor atuendo para que impactes! De cualquier manera, no es un requisito, pero es parte de la diversión.

Con respecto a la bebida, habrá tanta bebida como comida se sirve en un crucero, así que prepárate, porque las fiestas serán por toda la noche.

¿Qué piensas? ¿Alguna vez has tomado un crucero gay o estás pensando hacer uno? ¡Danos tu opinión aquí abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.